Tid  5 timer 2 minutter

Koordinater 2747

Uploadet 25. september 2017

Optaget september 2017

-
-
1.047 m
180 m
0
15
30
59,31 km

Vist 1064 gange, downloadet 53 gange

tæt på Coripe, Andalucía (España)

Ruta circular en bici de montaña por la Sierra de Líjar.

Según el GPS, y tras pasar por Basecamp, en total han sido 59,4 kms, con 1577 mts de desnivel positivo acumulado y 4:20 h en movimiento. IBP: 119.

[Por favor, no me cansaré de decir que los datos que pongo son solo algo orientativo, no hay que tomárselos al pie de la letra. Los GPS tienen bastantes márgenes de error y se equivocan].

Esta ruta parte de la antigua estación de Coripe, sube hasta La Muela y El Mogote en la Sierra de Líjar, baja hasta la gasolinera que se encuentra en la nacional junto a Algodonales, recorre el Cordel de Morón-Algodonales y regresa por la Vía Verde de la Sierra hasta la Antigua Estación de Coripe.

Llegamos a primerísima hora a la Antigua Estación de Coripe para aprovechar las horas más frescas y que no nos cogiera el sol a plomo cuando subiésemos el Mogote. Pasamos por los primeros túneles de la Vía Verde durante 2,5 kms muy suaves para desviarnos a nuestra derecha. Los túneles más largos poseen luz que detectan el paso de gente. Los más cortos no tienen luz pero se ve bien, por lo que no es imprescindible el uso de focos.

Hasta la Muela ascenderemos prácticamente 400 mts de desnivel por pistas que se encuentran entre el Jerre y El Mojón, y el Peñón de Zaframagón, que a primera hora luce espectacular. Esta pista posee algunas rampas de pendiente fuerte con piedras de diversos tamaños y terreno suelto. Prácticamente todo es subida. Se pasa por algunas vallas que obviamente debemos dejar cerradas a nuestro paso. En ningún momento hemos tenido vallas candadas ni necesidad de saltar nada. En el último tramo de esta parte también hacemos un breve sendero.

Llegados a La Muela debemos bajar por carretera. Es muy tranquila y tiene solo un kilómetro hasta el comienzo de la subida al Mogote. La web de Altimetrías tiene analizada esta subida como Sierra de Líjar por La Muela. Agradecerles, como siempre, a los de Altimetrías el aporte de sus datos y recomendar la visita a su web, que es genial para conocer subidas a altos y puertos. Ahí podremos ver de qué clase de ascenso estamos hablando. La gente de altimetrías lo ascendió en bici de carretera y aún me cuesta entender cómo han podido subir con desarrollos de bici de carretera, si con los de montaña ya es complicado. El piso es de varios tipos: hormigón, especialmente en las curvas y tramos de mayor pendiente, tierra compactada y gravilla. Está salpicado de muchos tramos que superan el 10%, y no pocos que superan el 15%, llegando a un máximo del 20% si seguimos la pista hasta arriba. Si tomamos el track como lo hacemos nosotros (con bucle a la izquierda) la pendiente máxima será aún mayor. La rueda delantera se nos levantará con facilidad en numerosas ocasiones.

Si se toma la opción principal (sin bucle) que nos lleva hasta el alto haremos un recorrido de 10,3 kms ascendiendo 664 mts tal como indica la web. En cambio, nosotros decidimos tomar un desvío a la izquierda en el que daremos un rodeo por la zona alta de la Sierra de Líjar. Por esta vertiente se realiza una subida más larga, 13,5 kms y, aunque se haga un breve descanso por una bajada rápida, después la subida será aún más dura en sus dos últimos kilómetros que la subida directa que analiza altimetrías. En nuestro recorrido final encontramos la parte más difícil, en la que se combinan partes de hormigón con zonas de tierra suelta y piedrecillas con desniveles que pasan a gusto del 20%. Muy duro. Esta otra parte tiene el punto de que las vistas alrededor de Sierra de Líjar son maravillosas.

En el Mirador de Levante ya había gente haciendo parapente, todo un espectáculo añadido al entorno. Subir aquí hace que todo el sufrimiento que pasemos merezca la pena solo por las vistas. Aquí coincidimos con todos los que nos vamos encontrando. Como después nos hizo ver nuestro colega Luis es una subida fuerte, rompepiernas, porque está salpicado de rampas y tachuelas tan duras que no le permiten a uno “coger ritmo”. Sin embargo, el mejor modo de subir es no confiarse en ningún momento e ir siempre reservando, en la medida de lo posible, un punto en caso de necesitarse. La bajada es muy rápida, hay que tener cuidado y precaución, ya que encontraremos a otros ciclistas y vehículos subiendo.

Hay que tener en cuenta que en los primeros 26 kms ascendemos casi 1200 mts con numerosos repechos de fuertes desniveles ya descritos. Aunque parezca que ya después sólo toca bajada, es recomendable alimentarse y beber porque a lo largo nos pasarán factura tantos metros en tan pocos kilómetros.

En la bajada nos desviamos a la izquierda para tomar un camino que acabará haciéndose sendero, en algunos puntos algo técnico, llegándose a echar pie a tierra. Está complicado el paso por aquí debido a las jaras. Buena parte de este camino hasta el vallado del Cortijo Rafael no nos quedó más remedio que hacerlo a pie evitando enganches con las jaras. Aquí hay un trozo de no más de 100 mts que pasa por una finca y que realmente no tenemos claro si es privado el paso por esta parcela ya que unos metros al norte tiene un paso por ella de un cordel. Desde la valla ya podemos volver a rodar hasta la parada en la gasolinera junto a Algodonales. Aquí hay un tramo de bajada asfaltado de poco más de un kilómetro muy rápido con una curva ciega. Apenas sube tráfico pero hay que ir con cuidado. Si se va justo de agua y alimento es recomendable repostar por esta zona antes de rematar la parte final.

Desde la gasolinera hasta tomar el Cordel de Morón-Algodonales deberemos pedalear por la carretera A-384 durante 1,6 kms. En este tramo del Cordel aún nos quedan algunas subidas con buenas pendientes. Es todo camino público, correspondiente al Cordel Morón-Algodonales. Hay partes muy duras porque tras todo el acumulado de metros que llevamos en las piernas deberemos pasar por un ascenso de tierra arada que acabará dejándonos las cachas blandas, además de algún repecho final con pendiente y de tierra suelta y piedras.

Una vez llegados al cruce de la Vía Verde sólo queda rodar para soltar las piernas de lo que ha sido un rutón espectacular y muy recomendable en todos los sentidos. Hicimos una parada compensatorio-cervecera en el Bar de La Estación, donde había buen ambiente de las familias y grupos de ciclistas que se acercan a esta zona, y para casa con la sensación de haber hecho cojonudamente los deberes. Un consejo: si se puede hacer esta ruta evitando los meses de mayor calor os lo agradecerá el cuerpo.

En esta ocasión fuimos Luis, Miguel (aquien le debemos el sugerente título de la ruta), Jorge y un servidor. Lástima que no pudiera venir nuestro Calvito. Lo echamos de menos. No hay manera de coincidir los cinco… Es una pena, porque somos como una pequeña familia ciclista que nos vamos conociendo ya al derecho y al revés.

Dejo con waypoints algunos puntos que considero importantes: localidades, fuentes (que ahora a finales de verano y sin lluvias están todas secas), zonas, subidas, puertos, etc...
El Mojón 563,00m.
Picacho 690,00m.
Mirador de Levante
Zaframagon 581.70m

2 kommentarer

  • Foto af ambientecultural

    ambientecultural 25-09-2017

    Rutón sí señor, duro, muy duro, durisimimisisimo, pero merece totalmente la pena pelearse con él. Las vistas desde el mirador de Levante lo compensa. Hay que guardar algo para la vuelta sobre todo en el tramo empinado y de tierra suelta, es de los que se agarra como el jamón del "wueno" a la garganta.
    La próxima más y mejor compañero.

  • Foto af Pescaílla

    Pescaílla 25-09-2017

    Eres un artista del buen hacer...

    Claro que habrá más y mejores

Du kan eller denne rute