Tid  en dag 7 timer 5 minutter

Koordinater 3474

Uploaded 5. december 2015

Recorded november 2015

-
-
1.709 m
1.116 m
0
18
36
71,33 km

Vist 1423 gange, downloadet 1 gange

tæt på Amalfi, Departamento de Antioquia (Republic of Colombia)

RUTA DE TOBITAS
Amalfi-La Bisinia-Barro Blanco-Buenos Aires-Mulatos
7 y 8 de noviembre de 2015

El nordeste antioqueño fue la zona escogida para ésta nueva travesía.

Con Luis Alberto teníamos pensado hacer la siguiente ruta: Amalfi, Yolombó, Yalí, Maceo, San José del Nus y Cisneros pero, en el trayecto, los planes cambiaron.

Sin programarlo terminamos montando por destruidas y pantanosas carreteras terciarias que hicieron de ésta, una ruta técnica y difícil.

La adrenalina, conjugada con personajes particulares y eventualidades no planeadas; “condimentaron” la jornada de dos días en la que recorrimos 71 km por zona de caña de azúcar, café y oro.

1er DIA: AMALFI- LA BISINIA-BARRO BLANCO 52KM
Tras 5 horas de viaje en bus llegamos a éste pueblo cuya vida transcurre entre parques naturales, petroglifos indígenas, dos embalses y la historia de un animal que apareció en 1949 y se convirtió en un ícono imborrable del municipio: el "Tigre de Amalfi".

De allí ya habíamos emprendido otra travesía que nos llevó a Puerto Berrio por Remedios.
http://www.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=6804482

Sin embargo en ésta oportunidad queríamos conocer la trocha que conecta Amalfi con Yolombó por La Bisinía.

La primera noche pernotamos en el pueblo. Al otro día subimos 2km al Alto del Río y luego emprendimos un descenso a un bello y extenso valle en el cual está asentado el Aeropuerto de la región. Atravesamos el valle y seguimos hacia Chorritos.

Éste cruce, distante 15 km del pueblo; es un punto estratégico ya que de allí se desprenden varias trochas que abarcan gran parte de la zona. Nosotros tomamos la que va por La Bisinia

Pasamos por Singapur, Boquerón y Risaralda. Cruzamos el puente sobre La Cruz y emprendimos un corto pero agotador ascenso de 4km al Alto de La Cruz. (25km-12:00M)

Repusimos energía y empezamos el descenso por la trocha que empezó a deteriorarse cada vez más. Este sector, conocido como La Cordillera, es intransitable para vehículos. De hecho los carros, por ése lado, van sólo hasta La Cruz y por el otro, o sea de Yolombó a Amalfí; van sólo hasta La Bisinia.

Descender por allí activó nuestra adrenalina y puso a prueba nuestro nivel técnico.

Pero no todo fue bajada pues él trazado de ésta ruta tiene dos buenos ascenso y una serie de columpios, con sus respectivos repechos, que se van acumulando en la piernas y van pasando factura.

Varios km adelante llegamos a La Bisinia en donde la carretera vuelve a ser transitable para todo tipo de vehículos. Seguimos a El Ventiadero pero un fuerte aguacero nos obligó a parar. Minutos más tarde retornamos a la ciclas para continuar pero, de nuevo, la lluvia empezó a azotar.

El aguacero iba para largo por lo que en La Berduguita preguntamos por la posibilidad de pernotar pero nos dijeron que en ésa vereda no había hospedaje.

Sabíamos que estábamos cerca de Yolombó (a 5km aprox) por eso, pese a la lluvia, continuamos.

Más arriba, en la Vereda Barro Blanco, el aguacero se tornó más inclemente y la noche oscureció el panorama. Fue entonces cuando decidimos entrar en una casa ubicada al pie de la carretera para escamparnos de nuevo y esperar a que la lluvia amainara

Al ver que el agua no paraba de caer, le sugerimos a Doña Rubiela Marín y a Don Carlos Enrique Pérez Vega –dueños de la casa- que nos dieran posada ésa noche.

Pese a que ésta zona sufrió graves problemas de orden público y que sus pobladores sienten aún un poco de temor con gente extraña; ésta pareja, con sus dos hijos, accedió no sólo a darnos posada; sino comida y desayuno.

Detalles como estos dan cuenta del sentido de solidaridad de los paisas. Y si bien retribuimos, con dinero, sus atenciones; acciones como estas no tienen como pagarse.

Haber dormido en una casa campesina, haber compartido la cotidianeidad de sus quehaceres, haber escuchado sus historias; le dieron a ésta Travesía un toque muy especial.

Episodios como estos, inesperados, anecdóticos; son los que se quedan grabados, por siempre, en la memoria.

Gracias, muchas gracias a Doña Rubiela y Don Carlos por su hospitalidad y generosidad.

2do DIA: BARRO BLANCO-PANTANILLO-FINCA CÍTRICOS-MULATO 18km
Contrario a la noche, el día amaneció seco y soleado.

La idea era ir hasta Yolombó a preguntar por alguna carretera destapada que nos llevara cerca a la entrada a Maceo para evitar coger la vía pavimentada.

Menos mal ésta consulta se la hicimos a Don Carlos antes de salir de su casa pues nos dijo que no teníamos que ir hasta el pueblo porque justo muy cerca de allí, a sólo 20´; había un cruce en el cual se podía tomar una trocha que sale a la pavimentada en un punto llamado La Vega rumbo a Yalí

Montamos las ciclas y nos dirigimos al cruce. Yendo hacia el vimos en la carretera un personaje muy particular, vestido de cachaco, con una corona en su cabeza. Nos llamó la atención por lo que paramos a preguntarle que quien era a lo cual nos contestó “Soy Tobitas, el Rey de La Ranchera”

Con Tobitas no sólo platicamos sino que nos tomamos fotos y escuchamos un par de sus interpretaciones. Como especie de homenaje a éstos hombres que parecen andar en otra dimensión, esta ruta lleva su nombre.

Un par de km más allá llegamos al cruce que nos había dicho Don Carlos, giramos a la izquierda y seguimos rumbo a Pantanillo.

Descendimos un poco para luego subir a El Oso y Buenos Aires. En ésta última vereda nos dijeron que para ir a la vía pavimentada había dos opciones: una trocha muy mala a la izquierda que cruza por el Río y sale a San Bartolo; y otra mejorcita a mano derecha que va por una finca de cultivos de cítricos.

Nos decidimos por la “mejorcita”, la de la Finca. De lejos la vimos muy asequible pero una vez entramos en ella nos dimos cuenta que rodaríamos por una vía inconclusa, de pantano amarillo que se había humedecido de cuenta del aguacero de la noche anterior y por ende estaba hecha una colada.

Esa colada nos hizo parar muchas veces a quitar el pantano incrustado en el rodaje para poder medio pedalear. Esta maniobra nos quitó tiempo preciado para llegar hasta Cisneros, por lo que decidimos cambiar los planes y terminar la jornada una vez saliéramos a la vía pavimentada.

En vista de esto, ya sin afanes de nada; nos detuvimos un buen rato a saborear las exquisitas mandarinas que se cultivan en ésta finca. Tras el manjar seguimos rodando por ésta trocha que, al igual que la del día anterior; se tornó técnica y difícil. Y eso que era dizque la “mejorcita” jejeje

Minutos más tarde salimos del predio privado y empatamos con la carretera de uso público que nos condujo a Mulatos.

A las 2:00pm, con tan sólo 18km rodados ése día, llegamos a la carretera pavimentada. Fuimos a un restaurante cercano a almorzar. Allí decidimos finalizar la travesía.

Tras una suculenta bandeja; tomamos bus a Medellín después de dos buenas jornadas en cicla por otras trochas del nordeste antioqueño.
08-NOV-15 8:56:21AM
08-NOV-15 8:20:00AM
07-NOV-15 11:45:11AM
07-NOV-15 12:59:26PM
08-NOV-15 10:56:59AM
07-NOV-15 4:24:17PM
07-NOV-15 6:03:42PM
17-ABR-14 9:05:09AM
08-NOV-15 9:18:53AM
07-NOV-15 2:53:13PM
07-NOV-15 10:43:47AM
08-NOV-15 12:55:29PM
08-NOV-15 10:25:46AM
07-NOV-15 1:54:22PM
07-NOV-15 1:15:49PM
07-NOV-15 11:56:53AM
Mulatos
08-NOV-15 8:42:41AM
07-NOV-15 10:00:38AM
08-NOV-15 2:11:51PM
17-ABR-14 8:52:35AM

2 kommentarer

  • Foto af Machacho

    Machacho 10-12-2015

    Excelente recorrido Vicky, que bueno recorrer esa trocha donde no llegan los carros... mmm que bueno. Y gracias por compartir la ruta. :-)

  • Foto af Vicky Trujillo

    Vicky Trujillo 10-12-2015

    Hola Machacho... ni tan bueno jejeje....Vos, más que nadie, sabes que sortear éste tipo de tramos no es cómodo....
    Gracias por reportarte

You can or this trail